Qué pesados con el Black Friday

No voy a ser hipócrita, yo también me he beneficiado esta semana de las rebajas del Black Friday.

 

Pero se me hace pesado.

Tengo mil correos en la bandeja de entrada intentando convencerme de que les compre algo.

 

Que nunca había tenido una oportunidad tan grande.

Que es ahora o nunca.

 

Y claro, como todo el mundo, soy egoísta.

Y no voy a comprar algo porque sí, aprovecho aquello que ya tenía pensado comprar, y lo hago más barato.

Es así de simple.

 

Eso no nos hace mejores o peores personas.

Todo el mundo quiere lo mejor para sí mismo, con el mínimo coste posible.

 

Pero yo me pregunto, toda esta gente que no se acuerda de mí durante todo el año, ¿ahora me envían un correo para que yo me acuerde de que venden cosas?

 

Eh, que también lo entiendo, todos queremos ganar dinero.

Pero hay que acordarse de tus clientes en todo momento, mantenerlos informados al menos. Se cuida al dentro, no al de fuera.

 

Bien, dicho todo esto, te anuncio que no voy a hacer Black Friday.

 

Pero sí que voy a recordarte que envío correos.

Muchos.

Uno cada día.

 

¿Para decirte que me contrates?

También.

 

Pero no en plan cutre.

¡Descuento, cómprame!

 

Te voy a dar algo a cambio.

Información valiosa.

Consejos actuales para deportistas y entrenadores no profesionales.

 

Todo esto lo tendrás en El viaje del casi deportista.

Para acceder a la información, es aquí debajo.

--------------------
Abajo, un botón para ir a otro correo al azar.
¿Qué te deparará el destino?


Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *